Share

Cómo Administrar lo que Gana

Este artículo también está disponible en: Inglés, Portugués, Brasil

Por Catherine Blinder

Traducido por Jamal Fox

¡Un presupuesto es decirle a su dinero a dónde ir en vez de preguntarse a dónde se fue!

Es fácil gastar demasiado en las vacaciones. Pero es más fácil mantener los gastos a su alcance si planifica anticipadamente y elabora un presupuesto. Hacer un presupuesto para las vacaciones es una buena práctica para desarrollar un presupuesto familiar con el que podrá vivir todo el año.

Un presupuesto es sólo una estimación de los ingresos y gastos durante un período de tiempo determinado. Un presupuesto puede ayudar a mantener un registro de gastos “fijos”, tales como pagos de alquiler o hipoteca, servicios públicos, pago de coche, cable, gastos mensuales de autobús o tren, pagos de préstamos, seguros, préstamos estudiantiles, en fin, todos aquellos gastos que siguen siendo los mismos, o casi los mismos, todos los meses.

Un presupuesto también puede ayudarle a determinar qué gastos “variables” tiene, y cómo puede ajustarlos para que pueda vivir dentro de sus medios.

Por ejemplo, si usted sabe cuáles son sus gastos fijos, y sabe cuáles son sus gastos variables como ropas, comestibles, entretenimiento, regalos, remesas, etc., y usted sabe que percibirá el mismo monto cada mes, entonces puede fácilmente saber cuánto dinero “discrecional” tendrá al final de cada mes. Por ejemplo, si usted gana $2.000 netos (después de impuestos) cada mes, y sus gastos fijos son $1,200, y sus gastos variables tienen un promedio de $350, entonces sabe que tendrá $450 para sus ahorros y gastos inesperados (¡o compras navideñas!).

El Internet y los teléfonos inteligentes han hecho que las compras comparativas sean mucho más fáciles. Pero si compra en línea, compre sabiamente. Asegúrese de comprar de un sitio seguro y de leer las declaraciones verificando su precisión a medida que los reciba. Compare los precios y descuentos de las tiendas y sus cupones siempre que pueda. Planificar con anticipación puede ayudarle a ahorrar dinero y mantenerse dentro de su presupuesto. También puede ayudarle a ahorrar dinero para que así esté preparado para cualquier gasto imprevisto.

Cuando usted se retrasa, paga caro. Esto es cierto en casi todos los aspectos de un presupuesto. Si utiliza tarjetas de crédito para pasar la temporada navideña y luego descubre que no puede pagar a tiempo en enero, esto afectará su calificación crediticia, lo que significa que deberá pagar una tasa de interés más alta. No pida prestado más de lo que puede pagar en varios meses. Recuerde que su deuda crediticia es relativamente cara. Y si usted sólo paga el monto mínimo mensual requerido, quizás nunca logre pagar su deuda.

Cuando usted no tiene suficiente dinero para pagar fácilmente sus cuentas, reparar su coche, cubrir gastos inesperados de salud, pagar la escuela de los niños, o sus deportes u otras necesidades extracurriculares, obtener préstamos a corto plazo y pagar altas tasas de interés o extenderse demasiado en las tarjetas de crédito de alto interés no es la respuesta. La respuesta es sentarse y pensar honestamente sobre lo que “necesita” y que “deseos” realmente puede pagar.

Elabore un presupuesto razonable – las circunstancias de nuestras vidas cambian, así que un presupuesto debe ser flexible y una reflexión honesta de lo que esperamos ganar y gastar. Asegúrese de tener dinero para lo inesperado juntando todo lo que pueda en una cuenta de ahorros. No importa cuanto sea su ingreso, usted puede crear un presupuesto que le ayudará a alcanzar sus metas y trabajar hacia sus sueños para el futuro, ya sea para comprar una casa, un coche, pagar la escuela, vacaciones o simplemente poder ahorrar un poco para el futuro.

Este artículo fue escrito por Catherine Blinder, directora de educación y divulgación del Departamento de Protección al Consumidor del Estado de Connecticut. Para aprender más sobre cómo el Departamento de Protección al Consumidor puede ayudarle, visítenos en línea en www.ct.gov/dcp.

Leave a Comment