Share

Proteja los Ojos y la Salud de su Familia de la Nociva “Luz Azul”

Este artículo también está disponible en: Inglés, Portugués, Brasil

Por StatePoint

Traducido por Jamal Fox

Usted ya sabe que debe proteger sus ojos de los rayos UV perjudiciales cuando está al aire libre. Pero ¿sabía que existe otra emisión de luz peligrosa a nuestro alrededor? Está en nuestros hogares, lugares de trabajo y hasta en las palmas de nuestras manos.
Nuevos estudios están arrojando luz sobre los peligros de la luz azul, una onda de luz de alta energía emitida por teléfonos inteligentes, tabletas, ordenadores portátiles, monitores de pantalla plana LCD y fuentes de luz de bajo consumo. La mayoría de la gente pasa más de la mitad de su tiempo consiente expuestos a esta luz, que puede ocasionar fatiga visual, cansancio, degeneración macular y la interrupción del sueño.
“Diez años es un abrir y cerrar de ojos en la historia de la humanidad, pero ¿serán estos últimos 10 años conocido como el período que cambió nuestra visión y la salud?”, se pregunta el Dr. Gary Morgan, optómetra de VSP Vision Care.
Un 83 por ciento de los profesionales de la visión de VSP informaron haber visto un aumento en los síntomas atribuibles a la exposición de luz azul en sus pacientes, según una encuesta reciente de VSP.
Uno de los síntomas es la fatiga ocular: la luz azul se desenfoca de manera miope delante de la retina, lo que resulta en una dispersión de luz que percibimos como deslumbramiento. Trabajar en un ambiente de gran resplandor hace que los ojos trabajen horas extras, lo que ocasiona fatiga y estrés visual.
Pero el impacto de la luz azul no se detiene ahí: los estudios universitarios principales han demostrado que la luz puede alterar el sueño, lo que interfiere los ritmos circadianos al suprimir la producción de melatonina, una hormona que regula el sueño y la vigilia. Los ritmos circadianos desplazados crónicamente se han vinculado con el cáncer de mama, cáncer de próstata, diabetes, enfermedades del corazón y la obesidad.
Los niños son especialmente vulnerables a los daños maculares. Al igual que la mayor exposición ultravioleta ocurre antes de los 18 años, los efectos de la exposición a la luz azul también son más intensos en los niños, ya que sostienen a los dispositivos de muy cerca y están entre los usuarios más activos de las fuentes de luz azul.
“En el mundo actual, los niños están viendo pantallas en casa y también cada vez más en sus aulas”, dice Morgan. “Hay una preocupación creciente entre los oftalmólogos que veremos los daños a largo plazo mucho más temprano en la vida que nunca antes.”
Aunque sería prácticamente imposible escapar de la luz azul, debido a que la mayoría de la gente depende de ello para vivir, trabajar y jugar (incluso es emitido por el sol), hay pasos que puede tomar para protegerse. Trate de disminuir la exposición a la luz azul durante el día, y sobre todo por las noches. Antes de dormir, lea un buen libro en lugar de ver su celular. Use gafas de protección en la oficina o casa cuando utilice sus dispositivos digitales.
Las nuevas mejoras de lentes para gafas, como Sharper Image TechShield, pueden proporcionar una defensa única al absorber y desviar la luz azul entrante para ayudar a proteger al usuario contra la exposición.
Puede encontrar más información sobre los efectos de la luz azul y opciones de cómo protegerse en vsp.com/sharper-image-techshield-lenses.html.
La luz azul ilumina nuestro mundo actual. Pero junto con las ventajas de la luz azul vienen serias preocupaciones. Proteja la salud de su familia ahora.

Leave a Comment